fbpx

Producción de café peruano crecería hasta 8% en 2019, pero continuará en pérdida

Producción de café peruano crecería hasta 8% en 2019, pero continuará en pérdida

La producción de café peruano sin tostar ni descafeinar (café verde) crecerá este año entre 5% y 8%, con lo que alcanzará unos 6’600,000 quintales, pero los productores continuarán registrando pérdidas, debido a los bajos precios en el mercado internacional, estimó el gerente general de la Junta Nacional del Café (JNC), Lorenzo Castillo.

“Este año, así haya una mejora en el precio, consideramos que no será tan significativa como para cubrir el costo. Seguirá siendo un cultivo con pérdidas, el pronóstico es desalentador”, dijo a Gestion

El precio de referencia del café en el mercado internacional equivale a S/5.2 por kilogramo, mientras que su costo de producción asciende de S/ 8.5. Así, los productores registran una pérdida de S/3.3 por kilogramo.

En el 2018, la producción alcanzó los 5’700,000 quintales, monto superior en 6% al resultado del 2017 (5’380,000 quintales); sin embargo se presentó una caída de 5.5% en los ingresos de los productores, al pasar de US$ 726’000,000 a US$ 690’000,000 de un año a otro, de acuerdo con información de la JNC.

Según el reporte de la Asociación de exportadores (ADEX), los envíos de café sin tostar ni descafeinar aumentaron en 6% de enero a noviembre del 2018, respecto al mismo periodo del 2017 (al pasar de 218,506,372 kilos a 230’794,230 kilos); no obstante el valor total exportado se redujo (-6%), al caer de US$ 633’674,755 a US$ 598’766,735.

“Nosotros estimamos en más de 1,000 millones de soles las pérdidas de toda la cosecha del 2018”, agregó Castillo.

En el Perú, actualmente se cultiva café en 400 mil hectáreas. Cada una de ellas rindió unos 713 kilos en el año 2018.

Pero las constantes pérdidas desalientan a los productores: cada vez más de ellos optan por cambiar sus cultivos por cacao, cítricos, kion y, lo más preocupante, hoja de coca, sostiene el representante de la organización.

Según señala, en los últimos cinco años se dejó de cultivar café en 30 mil hectáreas, que fueron destinadas a otros productos. “En los últimos tres años, solo en Puno, 5,000 hectáreas de café han pasado a ser cultivos de hoja de coca”, dijo el gerente de la JNC.

En el 2019, estima Castillo, entre 10,000 y 15,000 hectáreas dejarán de producir café para ser dedicadas a los citados productos.

Cada hectárea implica una inversión de unos US$ 10,000, desde la preparación de la tierra hasta la cosecha, a lo largo de cuatro años. Por ende, se dejará de invertir unos US$ 100’000,000 en café peruano.