Entrevistas

Mercedes Franco: «Queremos llegar a los 50 años siendo totalmente digitales»

Caja Piura fue la primera caja municipal creada en el Perú hace 40 años. Nació en el norte pero hoy está en todo el país con una red de más de 100 oficinas. ¿Cuál es el balance y los retos con miras a sus Bodas de Oro? "Siempre hemos buscado llegar a los lugares donde no hay oferta financiera", nos dice Mercedes Franco, presidenta del directorio de Caja Piura, al iniciar este diálogo con Infomercado.

Caja Piura fue la primera caja municipal creada en el Perú hace 40 años. Nació en el norte pero hoy está en todo el país con una red de más de 100 oficinas. ¿Cuál es el balance y los retos con miras a sus Bodas de Oro?

«Siempre hemos buscado llegar a los lugares donde no hay oferta financiera», nos dice Mercedes Franco, presidenta del directorio de Caja Piura, al iniciar este diálogo que ampliamos a continuación.

¿Cuáles son los logros que más destacaría en 40 años?

Nos hemos expandido. Estamos en todas las regiones del Perú y hemos ofrecido inclusión financiera, tanto en las ciudades como en el sector rural, al cual no se llegaba. Asimismo, hemos atendido no solo la parte financiera de los emprendedores sino que los hemos capacitado para ayudarles a crecer haciendo empresa.

Pasaron los años y hoy son 11 cajas en el Sistema Financiero Peruano…

Fuimos la pionera y nos mantenemos dentro de las primeras cajas. Al principio, por las normas de la época, las cajas solo trabajaban en su ámbito territorial, estábamos ‘enclaustrados’; luego se nos autorizó llegar a otras ciudades y pudimos salir de Piura. Llegamos a Lima, pero no solo para estar sino para ‘repatriar’ los recursos piuranos que estaban en la capital, es decir, captar créditos y ahorros con el fin de atender a las provincias.

En algún momento se percibió un «alejamiento» de Caja Piura de su ciudad de origen…

No llegamos a Lima para atender a la capital, esa no es nuestra misión. Fuimos a Lima para captar recursos y poder atender a las provincias. Así, entre las primeras ciudades que atendimos, estuvo Piura y Lambayeque; luego sumamos a Cajamarca. Siempre atendimos el norte pero, desde hace 10 años, nos expandimos a todo el país y llegamos a los lugares que la banca tradicional no llega, donde los pequeños empresarios necesitan de la apuesta de las instituciones micro financieras.

¿Cuál es el balance de dos años de pandemia?

Mantuvimos nuestro compromiso social. La pandemia apareció cuando teníamos una red de agencias a nivel nacional y hemos brindado facilidades a nuestros clientes, desde los descuentos en las tasas de interés como en la ampliación de los periodos de gracia para que los empresarios no se vean apremiados con cobranzas en un momento complicado. Asimismo, hemos agilizado la digitalización. Antes de la pandemia iniciamos el proceso de transformación de la estructura organizacional; por ello, creamos una gerencia de innovación estratégica con la finalidad de hacer esa transformación que nos pide el mercado, y lanzamos un laboratorio de innovación para acelerar este proceso.

¿Y solo el 2021? ¿Créditos, clientes?

Estamos cerrando con una utilidad razonable para la época en la que estamos. Hemos mantenido nuestro nivel de clientes y se han hecho las reprogramaciones necesarias. Hoy, el 70% de nuestros clientes ya están pagando de forma puntual. En este momento tenemos 1 millón 600 mil clientes, entre créditos y ahorros, y la mayoría de ellos son millenials. En el 2022 queremos atenderlos con servicios digitales; en este momento, casi el 80% de nuestras operaciones están en canales alternos, es decir, la app, cajeros y página web.

¿Cumplieron su cuota de responsabilidad social?

Siempre nos ha gustado el tema social. Durante la pandemia hemos desarrollado tres proyectos: la donación de la planta de oxígeno; colaboramos en la instalación del hospital de La Videnita que permitió afrontar mejor la pandemia; y lanzamos la veterinaria móvil, con el fin de empatizar con la juventud que tiene mucha afinidad con los animales. Luego, seguimos con el esfuerzo de mantener la Orquesta Sinfónica a través de la Fundación Piura. Es un aporte nuestro hacia la cultura piurana.

El sector microempresarial crece y se han sumado otras entidades para atenderlos. ¿Cómo es su relación actual con las mypes?

La política de la caja con los microempresarios es atenderlos desde su entorno, llegamos donde ellos se encuentran para brindarles créditos y ayudarlos a crecer. En 40 años capacitamos a muchos empresarios en cuestiones financieras y las familias han crecido a través de los créditos. Creo que hemos tenido una política inclusiva que ha ayudado al desarrollo de las familias haciendo hincapié, sobre todo, en el desarrollo de la mujer.

A finales del 2021, en comisión del Congreso, se aprobó un proyecto para que las cajas entreguen tarjetas de créditos sin supervisión de la SBS. ¿Esperan con expectativa la aprobación de dicha norma?

Tenemos la autorización de la SBS para seguir adelante con nuestro proyecto de tarjetas de crédito. Hemos iniciado los estudios para emitir tarjetas y estamos definiendo el sector que queremos atender. La SBS nos ha dado muchas facilidades para ingresar a ese mercado y, en su momento, nos tendrá que dar autorización para la emisión de este producto. Nuestra tarjeta no será de consumo sino de negocios y estará orientada a los emprendedores y comerciantes que son nuestros clientes y que ya están evaluados; por ello, la emisión de la tarjeta sería casi automática. Esperamos lanzar este producto a finales del 2022.

Lanzaron Lab40, ¿se eligieron a las startups que serán parte de este proyecto?

Lanzamos la primera convocatoria y estamos terminando la evaluación de las startups que han quedado finalistas. Pronto anunciaremos a las elegidas. Lab40 es un proyecto virtual, pero tenemos la idea de mostrar, en un espacio, lo que estamos haciendo y que todos puedan desarrollarse.

¿Cuál es el status de su proceso de transformación digital interna?

Este proceso es un cambio de cultura organizacional, de pensar distinto. El objetivo es hacer los procesos más ágiles y hemos avanzando con el trabajo de un grupo de colaboradores que han recibido capacitación en metodologías ágiles y en modos de trabajo en ambientes innovadores. La mayoría de nuestros colaboradores son jóvenes y han apostado por el cambio. El 2021 creamos la gerencia de innovación y se han incluido a expertos que nos han hecho avanzar.

Están en el podio de las primeras cajas, junto con Arequipa y Huancayo. ¿Cuál es el reto para los 50 años?

Ser totalmente digitales. Asimismo, queremos que nuestros clientes y colaboradores sean nuestro principal enfoque para mejorar su calidad de vida.

Noticias relacionadas