Emprendimientos

Toallas femeninas de tela, la apuesta de un nuevo emprendimiento ecoamigable de Piura

EcoLua es el emprendimiento de Ariana Morales, una joven que considera necesario dar a conocer la alternativa ecológica que existe al uso de toallas higiénicas descartables.
Por Almendra Ruesta
Últ. actualización: 18 noviembre, 2020 07:05

En el año 2017, Ariana Morales decidió que su hija usaría pañales de tela. Esta opción le parecía atractiva ya que resulta barata y ecoamigable. Dos años después, la emprendedora recibió como presente una maquina de cocer que le permitió comenzar a planificar un nuevo negocio.

Morales primero estaba interesada en la confección pañales reutilizables pero, luego de la llegada su periodo menstrual, se comenzó a perfilar otra idea de emprendimiento.

«Pensé: otra vez volver a utilizar las toallas incomodas, olores, calor y volver a gastar innecesariamente», señala Ariana.

Así es como la joven emprendedora comenzó a buscar más información sobre este producto en plataformas como YouTube.

Morales descubrió que en otro países existía ya un mercado que brindaba estos productos en distintos tamaños, telas, colores y diseños.

Con esa idea en mente, produjo algunas toallas para si misma y encontró que el usarlas no era muy distinto a su experiencia previa con toallas higiénicas desechables y, además, no producía ningún mal olor. «Solo olía a sangre», asegura.

Tras este ensayo, Ariana Morales comenzó a planificar EcoLua, una nueva opción en el mercado de Piura de las toallas higiénicas.

Nacimiento formal

Morales pretendía que EcoLua sea más que una fuente de ingresos.

«Deseaba acabar con los tabúes a los que estamos sometidas desde jóvenes. Nadie se toma el tiempo de enseñarnos acerca de la menstruación», explica Ariana.

La emprendedora considera que siempre existe cierta vergüenza en torno al periodo menstrual. Por ello, decidió familiarizarse mucho más con el tema, para acercar a sus clientes mayor información.

Tras este proceso, el 1 de julio del 2020, decidió abrir la cuenta en Instagram de EcoLua.

Productos

EcoLua cuenta con dos productos: toallas de tela, hechas a mano, y la copa menstrual de la marca Meluna.

Las toallas de tela, tanto en su interior como en su exterior, son de algodón. Morales planea usar, a futuro, algodón orgánico, ya que considera este material mucho más ecológico que el convencional.

«En el caso de la copa menstrual de la marca alemana Meluna, en Perú tiene poco tiempo y es otra alternativa muy buena, reutilizable, muy cómoda; dura de 7 a 10 años. Yo ya conocía de la copa hace 4 años y este año recién pude probarla. Es una muy buena alternativa para las que están fuera de casa y hacen full actividades, deporte, danzas, entre otros», explica Ariana.

Impacto positivo

La emprendedora señala que los productos brindados por EcoLua impactan de forma positiva en el medio ambiente.

«Cada tampón o toalla tarda 500 años en degradarse, y se calcula que para un paquete de toallas se utilizan 30 litros de agua, gas y petróleo», comenta.

En cambio, las toallas higiénicas de algodón y la copa menstrual son productos reutilizables, por lo que el daño que producen en el entorno es menor.

Además, Ariana Morales indica que la inversión inicial para la copa o las toallas es alto pero a largo plazo es la mejor decisión ya que el gasto no será constante.

Concientización

La joven emprendedora considera que la educación menstrual y el conocimiento de las alternativas ecológicas son necesarias.

Además, pretende llegar a un público amplio, sin limitaciones de edad. EcoLua desea impulsar la aceptación de la menstruación y brindar información a aquellas personas que no cuenten con una fuente cercana o confiable que les pueda guiar.

«Por eso quiero transmitir a toda mi experiencia. En mi caso he vivido avergonzada siempre, recién ahora me siento libre y capaz de mi misma, y no creo que sea la única que haya vivido así», asegura Ariana.

Crecimiento

Durante los últimos 10 meses, EcoLua ha contado con una recepción positiva en Piura.

Sin embargo, durante la pandemia del COVID-19, Ariana tuvo que conseguir una nueva maquina de cocer debido a que la primera presentaba algunos desperfectos. La adquirió a través de Facebook y tuvo que esperar cinco día para que llegue desde Lima.

«Menos mal que los clientes sí me esperaron y me puse muy contenta porque era una máquina industrial mucho más rápida y podría coser con comodidad», comenta.

Planes a futuro

Ariana Morales planea seguir invirtiendo en productos ecológicos y reutilizables.

Asimismo, desea continuar capacitándose en cursos sobre educación menstrual, ya que EcoLua funge como una plataforma de difusión que cada vez alcanza a más personas.

Información