Actualidad

A pesar de metas ambiciosas, inversión en agua y desagüe en Perú sigue estancada

Según el Plan Nacional de Saneamiento 2022-2026, se necesitan S/ 41,044 millones en cinco años para lograr las metas
Por Guillermo Maza
2 minutos
Publicidad

El presidente del Consejo de Ministros del Perú anunció que el Gobierno se enfocará en cerrar la brecha de agua y desagüe en el país en 2024 mediante la ejecución del presupuesto público. Según el Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) , en 2022, el acceso a agua por red pública disminuyó 1.9 puntos porcentuales respecto de 2019, mientras que el acceso a una red pública de alcantarillado bajó 0.7 puntos porcentuales.

A pesar de esto, la inversión pública en el sector ha sido baja, de acuerdo con las cifras del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) ), la inversión pública en este sector, desde hace cinco años, oscila alrededor del 60% de ejecución de su presupuesto institucional modificado (PIM). Es más, los Gobiernos locales, que centralizan la mayoría de la inversión en saneamiento, tienen los porcentajes de ejecución más bajos entre los tres niveles de Gobierno.

¿Cuánto se necesita para llegar a las metas planteadas?

Según el Plan Nacional de Saneamiento 2022-2026, se necesitan S/ 41,044 millones en cinco años para lograr las metas de ampliación de cobertura, mejoramiento de infraestructura y sostenibilidad del sector. Sin embargo, la ejecución de años previos no alcanzaría el valor anual necesario.

Además, hay un gran monto de dinero no utilizado, lo que representa un 30.7% del financiamiento necesario para cumplir todas las metas y un 47.1% del correspondiente solo a cobertura. Para cumplir las metas, se requiere mejorar las capacidades de gestión y manejo de proyectos de las autoridades, así como impulsar otros mecanismos de inversión, como las obras por impuestos.