Utilidades

Una guía rápida a la capacitación de personal para empresas

Conoce la utilidad de la capacitación para empresas de todos los tamaños, el cómo funciona esta práctica y sus beneficios.
Por Infomercado
5 minutos
Publicidad

Ofrecer capacitación laboral dentro de una misma empresa es una costumbre cada vez más extendida. Si bien las empresas forman a sus empleados masivamente desde principios del siglo XX, en estas últimas décadas esta práctica sufrió un boom liderado por enormes empresas como Google o Apple.

Esta tendencia se puede explicar, en parte, con la facilidad y practicidad que las nuevas tecnologías digitales agregan a la formación del personal. Por otro lado, las estadísticas muestran que la capacitación empresarial también aparece como una forma muy eficiente de hacer que los empleados se mantengan trabajando en una misma empresa.

En esta oportunidad, vamos a explicar la utilidad de la capacitación para empresas de todos los tamaños, el cómo funciona esta práctica y sus beneficios.

¿En qué consiste la capacitación laboral?

La capacitación laboral consiste en que una empresa ofrezca a sus empleados formación profesional continua. Esto puede suceder tanto en la tarea particular que realicen, como una capacitación extra para que tomen otro puesto.

 Existen varias maneras de capacitación laboral. En un principio, esta consistía en que trabajadores más experimentados o supervisores le enseñaran a nuevos ingresantes los detalles de un rubro en específico. Más adelante, al reconocerse su eficiencia y utilidad, esta práctica evolucionó, pasando muchas veces a una enseñanza más profesional por personal especializado.

Si bien este último método sigue siendo utilizado en grandes empresas o en puestos de alta complejidad, hoy en día cada vez son más los empleadores que eligen medios más modernos. Uno de los más destacados es la formación digital a distancia.

La formación digital a distancia ofrece una opción mucho más práctica (y en muchos casos más económica)  de capacitación para empresas. En los últimos años, este formato logró abrirle las puertas de la formación profesional a un número cada vez mayor y variado de empresas.

Entre los distintos métodos, uno muy popular es el learning management system (sistema de gestión de aprendizaje en inglés). El learning management system, de ahora en más LAS, son, a grandes rasgos, las diferentes plataformas por las que se puede acceder a cursos de formación digitales.

La capacitación digital con learning management systems

Luego de la última cuarentena, muchas personas probaron en carne propia la eficiencia y practicidad de la educación a distancia. De hecho, su éxito fue tal que aun finalizado el aislamiento obligatorio, muchas de las universidades más renombradas optaron por seguir ofreciendo cursos en modalidad digital.

Los LAS operan con un formato muy similar. A través de una plataforma, software o interfaz, el alumno o empleado puede acceder en todo momento a una multitud de cursos. El formato de estos cursos es muy variado. Algunas plataformas ofrecen cursos virtuales en vivo, mientras que otras funcionan en base a clases pregrabadas. Ambos formatos tienen sus ventajas y desventajas, mientras que también existen toda una serie de cursos mixtos.

En el caso de los cursos virtuales en vivo, los alumnos cuentan con una serie de material de estudio, disponible en la plataforma en forma de textos o clases grabadas. En muchos casos, además de este material, los alumnos también tienen disponibles clases sincrónicas para despejar dudas y tener un contacto con el docente.

Por otro lado, el que sin dudas es el formato más popular es el de las clases grabadas. En él, además del material de estudio, los alumnos cuentan con una serie de clases diseñadas y organizadas específicamente para este formato. Estas están elaboradas con la intención de que sean lo más accesibles posible, por lo que suelen estar divididas en varias partes cortas.

Los puntos fuertes de este formato incluyen la comodidad y flexibilidad que ofrece. Todas las clases pueden estudiarse en cualquier momento y siguiendo el ritmo particular de cada alumno. Para acceder a ellas, solo se necesita una computadora o teléfono inteligente con conexión a internet.

Las ventajas de la capacitación laboral

Una de las ventajas principales de la capacitación laboral es que valoriza el puesto ofrecido. Un puesto que incluye capacitación es un puesto más atractivo en el mercado laboral. Esto es particularmente útil para atraer empleados potenciales motivados y con ganas de seguir aprendiendo. Adicionalmente, la capacitación laboral es una forma de hacer sentir a los empleados que la administración se preocupa por su formación. Este detalle aparece como otro de sus puntos fuertes, ya que contribuye a construir un buen clima de trabajo, y nunca está de más recordar que un empleado feliz es un empleado productivo.

Esto se conecta con otra de las ventajas de ofrecer capacitación laboral: contribuye a aumentar la retención de empleados. La retención de empleados, como podrían adivinar por el nombre, es que tan probable es que nuestro personal decida no cambiar de empresa.

En el mercado laboral actual, donde los puestos requieren cada vez más capacitaciones, contar con una buena retención de empleados es un factor clave. El hecho de que contratar empleados en Argentina sea tan difícil no hace sino doblar su importancia.

¿Cómo sé si mi empresa necesita una capacitación?

Por un lado, sería difícil encontrar una empresa que no pudiera verse beneficiada con la capacitación en, como mínimo, un área o nivel. Así que, mejor dicho, la pregunta sería “¿cómo se si mi empresa particularmente necesita una capacitación?”

Además de dar mucha más información relevante, una forma de saber si el personal está necesitando una capacitación es hacer una evaluación de desempeño. Este tipo de evaluaciones permiten obtener un vistazo general sobre el estado de nuestro capital humano, permitiéndonos administrarlo de forma más inteligente.

Si bien nos llevaría demasiado tiempo profundizar en los diferentes tipos de evaluaciones de desempeño, existen varias maneras de hacerlas. La gran mayoría se realiza en base a cuestionarios elaborados tanto por el personal mismo como por supervisores.

 Cualquiera sea el método escogido, una capacitación es una forma útil de responder a una amplia variedad de resultados. En el caso de contar con empleados que se desempeñen por debajo de la media, una capacitación ayudaría a pulir sus habilidades. Por otro lado, si por el contrario nos encontramos con un empleado que resalte en su trabajo, una capacitación adicional sería una opción perfecta para explotar del todo su potencial.