Actualidad

Las 3 consecuencias negativas que tiene la paralización de Las Bambas

La paralización de la mina Las Bambas perjudica a todos los peruanos, especialmente a los apurimeños.
Por Gabriel Naquiche Publicado: Últ. actualización: 2 febrero, 2023 22:30
2 minutos
Las Bambas
Publicidad

La minera ‘Las Bambas’ ha paralizado sus operaciones desde que inició febrero ante el bloqueo de vías que vienen sufriendo las carreteras del sur del país. Ello desenvocó a que falten insumos para la extracción y procesamiento del mineral debido al bloqueo de vías.

El presidente de la Cámara de Comercio de Apurímac, Edward Palacios, tuvo una entrevista con RPP Noticias, donde afirmó que ha faltado poner «un poco más de autoridad», pues ello ha causado extragos en la población.

«Es lamentable porque son malas noticias para la región y para el país en general. Nosotros hemos estado diciendo que se necesitaba poner un poco más de autoridad en la región».

Por esta razón plateó tres consecuencias graves que trae el cierre de la minera ‘Las Bambas’.

Primera consecuencia: pérdida del PBI

El presidente de la Cámara de Comercio de dicha región afirmó que es una «pérdida muy grande», porque la unidad representa casi el 80% del PBI regional y más del 1% del PBI nacional.

De esta manera, resaltó que ya no se va a poder contar con este dinero para reducir la brechas sociales y atender las necesidades básicas de la población.

Segunda consecuencia: puestos de trabajo a la deriva

Asimismo, Erick Ramos, secretario general de la Las Bambas, declaró para RPP Noticias que más de 8,500 trabajadores y más de 75,000 familias se verán perjudicados con esta paralización de la minera.

“Son más de 8,500 puestos de trabajo que están quedando a la deriva, entre trabajadores directos e indirectos y es un promedio de 75 mil familias afectadas a nivel general, porque esta actividad genera puestos de trabajo indirectos y directos en toda esta región y parte de Cusco”, aseveró.

Tercera consecuencia: afecta a la economía de los apurimeños

Edward Palacios afirmó que un sector de los apurimeños sabe que va a afectar su bolsillo, pero hay otros que no lo entienden. Justamente es el sector que más necesita el que se ve afectado por la paralización.

«Hay otra parte de la población que ha sido azuzada, que es lamentablemente la que más necesita, que no ha visto reflejado esta bonanza económica en la región y que son azuzados», explicó Palacios