Coyuntura

¿Qué proyección tendrá la calificación crediticia del Perú en el 2023?

El economista jefe de Credicorp Capital, Daniel Velandia, indicó que el mercado está incorporando la posibilidad de que en los próximos dos años haya incluso dos bajadas de calificación en la nota del Perú.
Por Juan Ricardo Fong Renteria
calificación crediticia

La calificación crediticia del Perú se vería afectada por una reducción en los próximos años, tal como señaló Daniel Velandia, economista jefe de Credicorp Capital, durante una presentación en el BVL Investor Day.

El economista indicó que el mercado está incorporando la posibilidad de que en los próximos dos años haya incluso dos bajadas de calificación en la nota del Perú.

Cabe señalar que hoy en día el Perú cuenta con una calificación «BBB» colocada tanto por Fitch como S&P; y de «Baa1» (similar a «BBB+») por parte de Moody’s. En el caso de las calificación de Fitch y S&P, dos rebajas causarían la pérdida del grado de inversión.

Mientras las cuentas fiscales se mantengas sólidas, la reducción de la calificación no se daría sino hasta después del presente año.

Sin embargo, el menor dinamismo económico que se avizora en adelante por el estancamiento de la inversión privada y la ausencia de reformas de crecimiento producto de las tensiones políticas generaría que las calificadoras consideren fuertemente un cambio.

En línea con lo anterior, Velandia manifestó que al Perú se le aproxima un downgrade (baja en la calificación), con la salvedad de que no será este año sino probablemente en el 2023.

Estancamiento

El economista de Credicorp Capital hizo referencia a que el Perú se está estancando, ya que desde julio del año pasado hasta la fecha, no se ha observado un crecimiento en términos desestacionalizados (es decir quitando factores propios de cada mes o campaña específica).

Este estancamiento es fiel reflejo de una situación difícil que se ha generado por protestas sociales en los rubros de minería, transporte y agricultura. No hay que dejar de lado los bajos niveles de confianza empresarial, lo cual obstaculiza el crecimiento de la inversión privada.

Finalmente, Credicorp Capital estima que la economía crecerá alrededor de 3% este año, debido al impulso del consumo privado derivado del retiro de los fondos de pensiones, sin embargo, el consumo se desacelerara a fines de año por la reducción del poder adquisitivo dada mayor inflación. Por ello, el PBI crecerá cerca de 2% el próximo año.

Noticias relacionadas