Inicio » Sectores » Construcción » Cinco directores presentaron su renuncia a la compañía antes conocida como Graña y Montero

Construcción

Cinco directores presentaron su renuncia a la compañía antes conocida como Graña y Montero

Por: Almendra Ruesta

Publicado:

La compañía Aenza, antes Graña y Montero, informó este viernes a la Superintendencia del Mercado de Valores (SMV) que cinco directores presentaron su renuncia a dicha firma.

Se trata del presidente del directorio, Ernesto Balarezo Valdez y Rafael Venegas Vidaurre, Alfonso de Orbegoso Baraybar, Manuel del Río Jiménez y Pedro Pablo Errázuriz Domínguez.

Los ejecutivos presentaron su renuncia al directorio de la compañía por medio de una carta conjunta.

El documento indica que el actual directorio asumió funciones en el 2017, en medio de una crisis como consecuencia del involucramiento en presuntos actos ilícitos vinculados a proyectos ejecutados con el grupo Odebrecht y otras empresas.

Razones de la renuncia

Los directores renunciantes consideran que se han culminado los principales hitos para superar la crisis y que es momento para la renovación del directorio.

Estos hitos son:

  • La aprobación de un plan financiero para que la compañía haga frente a los meses futuros.
  • El avance del acuerdo de colaboración eficaz que se viene negociando con el Ministerio Público y la Procuraduría Ad-Hoc para el caso Lava Jato.
  • El cambio de su denominación social e identidad corporativa.

“Considerando que el término original del presente directorio venció en marzo del presente año y fue renovado de manera extraordinaria hasta junio de 2021 en sesión de la junta general de accionistas de la compañía de 13 de julio de 2020, nuestra renuncia se da con el ánimo de permitir que en esta nueva etapa otras personas se encarguen de continuar con los logros obtenidos para que así la compañía termine de salir de la crisis”, indicaron los directores.

La compañía convocará a una sesión de la junta general de accionistas en los plazos y condiciones de ley a fin que designe a las personas que asumirán las plazas de los directores renunciantes.

La renuncia de los directores tiene vigencia el día anterior a la fecha que se fijará para la celebración de dicha junta general de accionistas.